Here you can translate this web page

Google

28 sept. 2008

San Miguel de Allende: Atotonilco y Cante (2a parte)


Si se preguntan por que es segunda parte, es por que ya había escrito sobre San Miguel de Allende, en general hablé de este singular pueblito, ahora les platicaré un poco más sobre el Jardín Botánico Cante, que me dejó maravillado por la cantidad de naturaleza que hay en esta, y sobre la espectacular iglesia de Atotonilco.

Jardín Botánico Cante

La cañada monumental de Cante, a la vez cercana y aislada de la ciudad, es un área de gran valor ecológico, paisajístico e histórico. Son 67 ha dejardín botánico consagrado principalmente al estudio, valoración, protección y propagación de la flora nativa, así como de las zonas desérticas y semidesérticas de México. Contiene unos de los primero acueductos de San Miguel, actualmente sin funsionamiento, pero del que se presrva la presa y hasta un ingenio donde se aprovechaba la fuerza del agua para obtener trabajo mecánico.

Ubicado a 2.5 km al noreste de San Miguel. En este sitio se puede observar flora endémica y una extensa colección de especies mexicanas en peligro de extinción, o si lo prefieres tan solo puedes ir a caminar, disfrutar y relajarte con el paisaje que domina en la zona, si caminas lo suficiente podrás apreciar a San Miguel de Allende desde lo alto. Es na idea exelente ir a dirfrutar de esta reserva ecológica, solo tengan cuidado si van con niños pequeños ya que en algunas zonas no hay protección cerca de la cañada.

Como llegar: Tomas la salida a Queretaro, preguntan por la plaza comercial "Luciernaga" y de ahí solo van siguiendo los señalamientos hacia Cante.

Atotonilco

Recorrer el pueblo de Atotonilco es caminar cuatro o cinco calles fantasmas, y en medio un majestuoso santuario del siglo XVIII, dedicado a Jesús Nazareno cuya construcción data de 1746 gracias al fraile jesuita Luis Felipe Neri de Alfaro, quien después de un sueño en el que vio a Jesús cargando la cruz, se empeñó en realizar esta edificación.

La fachada del edificio es lisa, la iglesia se forma de siete capillas y seis camarines, dentro del templo lo más impresionante es que la nave principal y todas las paredes están decoradas con pinturas que representan infinidad de pasajes y personajes religiosos hechas por un nativo del lugar, Miguel Antonio Martínez de Pocasangre. La pintura lo cubre todo, desde el cancel hasta los camarines, de expresión popular y de gran colorido, color obtenido de la vegetación del lugar.

Algo de lo que hay que hacer énfasis es que en el entorno, se puede llegar a ver a peregrinos con coronas de espinas colocadas en su cabeza, pencas de nopal sobre sus espaldas o flajelados con "disiplinas" donde hasta puedes comprar unos en los puestos fuera de la iglesia.

El Cristo de la Columna yace a la mitad de la nave complementan el ambiente doloroso y místico. Esta capilla tiene tres camarines. La alegría de la capilla de Belén contrasta con el luto riguroso que muestra el de Nuestra Señora de la Soledad, entre cortinas negras y un gran vacío.

Además de su importancia espiritual y artística, Atotonilco tiene importancia histórica, fue donde el capitán Ignacio Allende se casó con María de la Luz Agustina y Fuentes, y donde Hidalgo tomó el estandarte de la virgen de Guadalupe, primera bandera mexicana, la cuál seguirá el ideal independentista hasta convertirse en una de las tres garantías: Independencia, Religión y Unión.

El claustro se utiliza actualmente como centro de retiro espiritual y peregrinación de los fieles y es una sobria construcción con aspecto de fortaleza, cuyos muros custodian numerosas obras de arte del siglo XVIII, por el momento (Septiembre 2008) no sé puede accesar al claustro ya que por ser declarada apenas como Patrimonio de la Humanidad se encuentra en proceso preservación.

Como llegar: Agarra la carretera de San Miguel de Allende a Dolores Hidalgo, a 15 min saliendo a San Miguel se encuentra la salida al santuario de Atotonilco.

Ruta: México - Queretaro - San Miguel de Allende (Cante) - Atotonilco - Dolores Hidalgo - Guanajuato

No hay comentarios: